Según se ha publicado en los medios de comunicación, el pasado sábado por la noche los agentes que custodian a De Juana lo pillaron en la cama con su novia jugando al teto. Puesto que lleva oficialmente sin ingerir alimentos más tiempo que el Hombre De Atapuerca sólo podemos llegar a una conclusión: De Juana no es un hombre es, es Superman. Aún le sobran energías para echar casquetes al tío salido.

      Desde aquí recomendamos a las autoridades del Hospital 12 De Octubre que añadan unas dosis de bromuro al suero del cochinete de Iñaki.

 pornochaos2.jpg

Anuncios